martes, noviembre 15, 2005

Primer Panfleto contra una Incineradora en COGERSA

INFORMACIÓN SOBRE LA INCINERADORA EN COGERSA

Frente a la instalación de una enorme planta incineradora en COGERSA creemos necesario que la sociedad asturiana tenga más información sobre las consecuencias reales de la incineración (laborales, económicas y sanitarias) y se manifieste y decida qué sistema de gestión de residuos quiere.

Estamos acostumbrados a que siempre haya sitio al echar nuestra basura al contenedor. Por las noches, pasan los camiones metiendo ruido y se la llevan a un lugar llamado COGERSA.

También de vez en cuando, comentan los gestores las bondades de la recogida selectiva en Asturias, que si los asturianos reciclamos tantas toneladas de esto y muchas más de lo otro. Y bueno, como la basura desaparece por las noches, será verdad. Tampoco vamos más allá.

Pensamos que la gestión de los residuos de todo tipo, que generan los seres humanos, es una cuestión fundamental. Es importante porque cada año producimos más y más; porque cada vez hay más cosas de usar y tirar; porque los materiales sintéticos que los componen son desconocidos y no sabemos qué efectos pueden tener a largo plazo, porque somos conscientes de que las materias primas con los que están hechos son finitas, y cuanto más rápido e innecesariamente produzcamos algunas cosas antes se acabaran.

Algo similar a la producción pasa con la eliminación de las basuras. Hasta ahora, todos nuestros residuos domésticos (en realidad el 93%) iban a vertedero. Ahora pretenden quemarlos en la que sería la segunda mayor planta del Estado Español. Un grupo de organizaciones sociales, vecinales, sindicales, ecologistas y políticas creemos que es la peor de las opciones posibles para la gestión de residuos. Y la peor con mucho. ¿Por qué?

  • Porque en aquellas regiones en las que existe un tipo de recogida como el nuestro, pero más evolucionado y eficiente, se están generando decenas de puestos de trabajo en torno a la gestión de las basuras: recogida selectiva, separación, recuperación, transporte.
  • Porque el coste del tratamiento de basuras en incineradora multiplicaría por 5 los costes actuales de gestión, pasando de unos 10 euros por tonelada a unos 50 euros por tonelada. Y esto lo tendremos que pagar entre todos.
  • Porque la incineración como sistema de valorización energética es un cuento chino. El contenido orgánico de las basuras es demasiado alto y húmedo como para que su incineración sea eficiente quemando solo aquello que hoy no reciclamos. Como combustible acaso usarían las toneladas de cartón y plásticos que hoy en día los ciudadanos estamos separando, o tal vez quemadores de gas. El esfuerzo de la población asturiana desde hace muchos años en la separación de estos productos habría sido en vano. Si es que al final todo se quema, tantas campañas de educación ambiental sobre los residuos, ¿eran mentira? No, la verdadera valorización energética pasa por reutilizar y reciclar. Así sí que mejoramos la eficiencia de todo el ciclo de los materiales.
  • Porque hay decenas de estudios, artículos y publicaciones en revistas científicas y médicas de todo el mundo en los que se demuestra los gravísimos riesgos para la salud en un área menor de 15 km. en torno a una incineradora. Dan miedo, pero están ahí: El riesgo de desarrollar diferentes cánceres es como media 4,25 veces más alto en un área situada a menos de 16 km de una incineradora . El riesgo de desarrollar cánceres o sarcomas en tejidos blandos es en media 31 veces mayor en un área de 2 km. en torno a una incineradora . Por citar dos. Y como decimos hay decenas así. Los distintos casos de intoxicación de personas y animales con dioxinas y furanos en toda la UE no fueron un invento de los médicos y medios de comunicación. En Asturias, en un radio de 15 km. en torno a COGERSA viven 700.000 personas.
  • Y porque no tiene sentido quemar todas las materias primas que hay en las basuras (48% de materia orgánica, 20% papel, 10% vidrio, plásticos 8%). Se pueden tratar y devolver a la cadena productiva (plásticos, papel, vidrio, materia orgánica) hasta el 95 % de las basuras. Y en Asturias pretenden que prendamos fuego al 100%.

En regiones con una generación de basuras por habitante muy similar a las nuestras, como Navarra, las tasas de recuperación y separación andan en torno a un 65% (¡nosotros en un 7%!), teniendo más ingresos por la venta de los materiales reciclados, generando compost de alta calidad para agricultura y enviando a vertedero una porción mínima de las basuras. Una gestión eficaz, con un sistema de mejora continua en el que no se plantea la incineración. Y pretenden mejorar este sistema llegando al 75%. Es decir, recuperarán casi el mismo porcentaje que nosotros vamos a quemar.

En otras regiones de España y Europa los restos que ya no se pueden utilizar van a vertedero, pero con sistemas de empaquetamiento para evitar olores. Luego también hay vertederos más limpios y con menos impacto en las poblaciones vecinas.

En Asturias estamos a años luz de un sistema eficaz de la gestión de residuos y, están trabajando para instalar un sistema que incluso las políticas de la Unión Europea desaconsejan. Esas mismas políticas pretenden que para el 2020 no haya ninguna planta incineradora funcionando. ¿Una vez más en el furgón de cola de las regiones europeas?

Defendemos otro sistema de gestión de residuos: integral, eficiente, transparente, no destructor de materias primas y que no destroce la salud de los asturianos. Nuestra respuesta es clara.

NO A LA INCINERACIÓN

POR UN NUEVO PLAN REGIONAL DE GESTIÓN DE RESIDUOS


Información y contactos: http://noalaincineracion.blogspot.com
fruti@ecoloxista.org
Tfno. : 629.89.26.24

No hay comentarios: