lunes, abril 03, 2006

Opinión del Presidente de la Asociación de Vecinos de Candás

.....Dinamita pa los pollos

La decisión de COGERSA de instalar en el entorno de Carreño una incineradora de basura con capacidad para 450.000 toneladas al año está, afortunadamente, generando un debate necesario, propiciado por quienes entienden que hay alternativas más sostenibles, ecológicas y de futuro para el tratamiento de la basura de nuestra comunidad.

A los que creemos firmemente que hay otras alternativas nos preocupa que los “responsables” del gobierno municipal de Carreño, con su alcalde a la cabeza, defiendan a ultranza las bondades de la incineración. Centran todo su esfuerzo en rechazar otras opciones, y dedican su tiempo a confundir en vez de dar respuesta a los múltiples problemas, que para Carreño, va acarrear este sistema de eliminación de basuras, problemas no resueltos ni aclarados ante los vecinos.

No hablan del destino de las toneladas por año de cenizas toxicas que producirá la incineradora, a los vecinos nos gustaría saber si esas cenizas se van a quedar en Carreño o les van a dar acogida en otra localidad asturiana. En cualquier caso, estas cenizas, necesitan una zona de depósito, “un vertedero” que cumpla con la normativa europea. Tampoco hablan de los otros residuos que produce la incineración, “las escorias”. ¿Se van a someter a algún reciclaje? O se van almacenar en algún lugar de nuestro Concejo en cualquier caso es un volumen tremendo para su almacenamiento.

En el papel de “defensores” de esta incineradora, no hablan de las plantas de biometanización y compostaje de las que hay más de veinte proyectos en desarrollo en España; los ecoparques, que son la alternativa más integral y ecológica. Los descalifican porque exige la recogida selectiva...¡Claro! Más trabajo, responsabilidad municipal y pedagogía política.

Resulta más fácil y cómodo dejarse llevar por la solución de la incineradora que ¡traga de todo lo que le echen! y pensarán que, “si todo se puede quemar se acabaron las complicaciones”, aún a sabiendas de los peligros que para la salud publica tiene este tipo de instalaciones.

Los vecinos pedimos que cuando menos, se respeten y se estudien las opciones de otras alternativas, y se dé la posibilidad al dialogo y al entendimiento.



Luis Fernández Fernández

Presidente de la Asociación de Vecinos de Candás.

No hay comentarios: